Antes que hablara el lago

Nací de los acordes
y magias uterinas
y antes de abrir los ojos
soñé dos esmeraldas
de una mujer divina
y oí su tesitura
de cadencias 
y rimas.

Era húmedo el eco
que venía del lago
a vulnerarme el alma
en sus cimientos.



Y primero que antes,
con formas de mujer
fuí sólo un ritmo
que cuando quise asirlo
fue sólo 
movimiento.

Desde entonces la música
de todos los caminos
parece que me salva,
me convoca, me sana,
y que sólo ella ríe
sublevando al destino.

Un pensamiento en “Antes que hablara el lago

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s